ADARS

Av. Gustavo Mejía Ricart 54. Ens. Naco. Santo Domingo. Rep. Dom.

809-544-1373/74

¿Por qué deberías donar sangre?

La República Dominicana encuentra grandes desafíos por superar para lograr que haya disponiblidad de sangre para abastecer la demanda, teniendo como prioridad evitar que muchos pacientes tengan que esperar por dicho insumo para la realización de procedimientos o que lamentablemente fallezcan por la falta de sangre.

Donar sangre es donar vida, pues las transfusiones no solo forman parte del tratamiento de determinadas enfermedades, sino también a salvar vidas ante situaciones médicas de extrema gravedad, como en caso de hemorragias por accidentes de tráfico u operaciones de alto riesgo.

Cada persona tiene aproximadamente cinco litros de sangre que el corazón impulsa a través de las arterias para llegar a todos los tejidos del organismo y recupera a través de las venas tras oxigenarse en los pulmones. El 55% de la sangre es plasma, un líquido que sirve de medio de suspensión a las plaquetas, los glóbulos rojos y los leucocitos o glóbulos blancos.

Donar es simple, rápido y conveniente. El proceso de donación puede tomar solo 45 minutos de tu tiempo, pero puede ser una diferencia de por vida para alguien más.

De acuerdo a estadísticas manejadas por el Hemocentro Nacional en la República Dominicana hay un déficit de sangre de más de 250 mil unidades cada año.

Por eso a través de la Red de Donantes de Sangre se han creado campañas, realizado jornadas de donación de manera constante con aliados con miras a  motivar a que se legisle para que la sangre pueda estar a tiempo, ser de calidad y gratuita para todos los ciudadanos.

La sangre es vital para los seres humanos, y a diario existen cientos de personas que la necesitan con urgencia, por un accidente de tránsito, por un parto complicado, por una intervención quirúrgica, por un cáncer, entre otros.

Lamentablemente, hay gente muriendo en nuestro país por falta de sangre y es importante que entendamos la importancia de donar, porque en algún momento, te puede tocar a ti.

¿Cómo se usa mi sangre?

Cuando donas, la sangre es suministrada a otra persona que la necesita a través de una transfusión. Las transfusiones ayudan a reemplazar la sangre perdida a causa de una cirugía o herida.

Hay diferentes tipos de donación de sangre. Cada una se utiliza para una variedad de procedimientos y tratamientos destinados a salvar vidas:

 

  • Los glóbulos rojos se suministran a personas con enfermedades sanguíneas, como la enfermedad de células falciformes o anemia crónica provocada por insuficiencia renal o por hemorragias estomacales. También se suministran a personas que han perdido mucha sangre debido a un traumatismo. A veces, los bebés prematuros requieren una transfusión para aumentar la cantidad de glóbulos rojos en su cuerpo.
  • Las plaquetas suelen utilizarse para tratar el cáncer. También se suministran a pacientes que han sido sometidos a una cirugía de corazón abierto o a trasplantes de órganos.
  • Las transfusiones de plasma se utilizan en pacientes con insuficiencia hepática, infecciones graves y quemaduras graves.
  • Generalmente se proporciona la «la sangre completa» a personas que han sufrido heridas potencialmente mortales o que la necesitan durante una cirugía.
wpChatIcon